*LA TEORIA OBJETIVA DEL VALOR SEGÚN KARL MARX.

 Marx expone su teoría del valor, donde encontramos que el valor de las mercancías depende del tiempo de trabajo socialmente necesario para producirlas. El valor de cambio, esto es, la proporción en que una mercancía se intercambia con otra, no es más que la forma en que aparece el valor de las mercancías, el tiempo de trabajo humano abstracto que tienen en común. Luego Marx nos va guiando a través de las distintas formas de valor, desde el trueque directo y ocasional hasta el comercio frecuente de mercancías y la determinación de una mercancía como equivalente de todas las demás (dinero).

Así como un biólogo utiliza el microscopio para analizar un organismo, Marx utiliza la abstracción para llegar a la esencia de los fenómenos y hallar las leyes fundamentales de su movimiento. Luego desanda ese camino, incorporando paulatinamente nuevo estrato sobre nuevo estrato de determinación concreta y proyectando los efectos de dicho estrato en un intento por llegar, finalmente, a una explicación integral de las relaciones concretas de la sociedad capitalista cotidiana. En el estilo y la redacción tiene un peso extraordinario la herencia de Hegel.

La crítica de Marx a Smith, Ricardo y el resto de los economistas burgueses residen en que su análisis económico es ahistórico (y por lo tanto, necesariamente idealista), puesto que toman a la mercancía, el dinero, el comercio y el capital como propiedades naturales innatas de la sociedad humana, y no como relaciones sociales productos de un devenir histórico y, por lo tanto, transitorias. Junto con la teoría del valor, la ley general de la acumulación capitalista, y la ley de la baja tendencial de la tasa de ganancia, son otros elementos importantes de la economía marxista.

La teoría de Smith fue mejorada por Ricardo quien fue perfectamente capaz de explicar el valor de los productos en función de la cantidad de trabajo gastado en producirlos, mientras los principales agentes de la producción fueron los productores directos dueños de las mercancías creadas con su esfuerzo.
Los economistas posricardinos en ves de continuar y ahondar el análisis iniciado por los clásicos consideraron que a única manera de resolver la dificultad era abandonar cada vez mas esa teoría y así lo hicieron.
A juicio de Engels, la causa principal de la desaparición de la escuela de Ricardo según el, fue su ineptitud para espiar el valor del trabajo.

Un bien económico es mercancía, según Marx cuando:

  • No se produce para la directa satisfacción de las necesidades de productor.
  • Cuando solo a través del cambio llega a poder de quien habrá de emplearlo para satisfacerse la sociedad capitalista o sea que en ella no solamente los productos del trabajo son mercancías, sino también lo es el trabajo mismo.

Análisis de la mercancía
La mercancía es ante todo un objeto externo, una cosa capaz por sus propiedades de satisfacer una o varias necesidades humanas importando que genero.
El examen de la mercancía como valor de cambio se presenta desde luego como la revelación cuantitativa, es decir la proporción en que se cambian entre sí los valores de uso de especies diferentes, reacción que varia constantemente con el tiempo y el lugar.
Consideramos las diversas mercancías como corporizaciones de la energía psicofísica indiferenciada que se gasta en todo
trabajo humano, caso omiso hecho de la forma particular que asuma durante la producción de cada bien concreto.
La magnitud del valor de un articulo en una sociedad dada, es el monto de trabajo socialmente necesario, o el tiempo de trabajo socialmente necesario para producirlo. A este respecto, cada mercancía individual debe ser considerada, en general, como un ejemplar que pueden ser producidas en tiempos iguales de trabajo, tienen pues un valor igual.

Trabajo concreto y trabajo abstracto.
El valor de uso y el valor de cambio corresponden dos aspectos de trabajo que las produce, el trabajo útil o concreto y el trabajo abstracto.
Decimos que el trabajo es útil o concreto cuando lo consideramos desde el punto de vista de su capacidad de producir valores de uso.

La mas simple forma de valor.
La realidad del valor no es física, tangible, sino mas de aparición de una misma sustancia social; El trabajo medio de los hombres que producen en el seno de la sociedad por consiguiente, la realidad social de los valores solo puede hacerse patente en las reacciones de carácter social que los productos establecen entre las mercancías que crean.

  • Las dos formas bajo las cuales aparecen las mercancías en la expresión del valor correlativo.
  • La explicación del significado de la expresión simple del valor analizaremos sucesivamente las dos funciones que se desempeñan en las mercancías que comprende.

Forma relativa de valor.
Puesto que dos cosas son cuantitativamente comparables solo en lo que tienen de cualitativamente homogéneas, de tal modo que para compararlos como cantidades hay que reducirlas a una cantidad común que permita aplicarles la misma unidad.

La forma equivalente.
En su carácter de valor, manifiesta que vale porque hay otra mercancía inmediatamente cambiable por ella

Las formas avanzadas del valor.
Las mercancías no son, como antes mencionamos valores de uso y valores de cambio sino valores de uso y valores.
Marx llama a esto la forma general del valor. En ella las mercancías expresan sus valores  de manera simple porque una sola especie de mercancía tiene el oficio representante del valor porque una sola especie de mercancía, manifiesta sus valores.
La forma natural de la mercancía que se convierte en equivalente común es ahora la forma oficial de los valores.

*LA TEORIA SUBJETIVA DEL VALOR
“Todas las cosas son subjetivas a la ley de causa y efecto. Este gran principio no tiene excepción alguna.”

—Carl Menger—

Lo objetivo y lo subjetivo de la economía.
Los economistas adoptaron una posición contraria, juzgaron preferible buscar las causas de lo económico en la mente del individuo aislado así como todo lo que le concierne, le pertenece o proviene de el y tiene categoría de fondo el cuadro de las condiciones naturales y sociales en que vive y actúa. Esa teoría realza en consecuencia los elementos subjetivos emocionantes y mentales de la actividad económica al mismo tiempo que asigna una importancia apenas subsidiaria a sus elementos externos y objetivos.

Dos clases de valor.
Los subjetivistas y su razonamiento que apoya su visión

  • Valor subjetivo o persona; es la importancia que se considera que tiene un bien para el bienestar, o en relación a el.
  • Valor objetivo; Es la relación de poder o capacidad entre un bien y un resultado exterior en este sentido un bien seria valioso cuando es capaz de producir un resultado objetivo eterno a sujeto o de concurrir a producirlo.

Al valor de cambio, poder o capacidad de compra debe incluírsele entre los objetivos porque significa el poder o capacidad que los bienes económicos transmiten a quienes poseen de obtener con ellos otros diferentes.

Relación entre la utilidad y el valor.
Para los subjetivistas la utilidad es la capacidad de satisfacer necesidades que se imputa a los bienes solo pueden ser valiosos los bienes económicos y como el valor subjetivo se funda en una relación cuantitativa entre la necesidad y el bien variara si esa relación varia cuantitativamente.

El valor y las necesidades
El valor no es una propiedad intrínseca de las cosas, sino una relación entre las cosas y el bienestar de individuo que valora o dicho con mayor precisión entre las cosas y las necesidad de este.
Las necesidades tienen dos características esenciales, la calidad y a cantidad y una ocasional, la intensidad, la importancia relativa de cada uno debe, por consiguiente depender de una u otra forma de esas característica.

Hacia la resolución de la paradoja de Smith.
La apreciación que hace el sujeto da la importancia comparativa de sus necesidades y por ende en su imputación del valor subjetivo a los bienes que la satisfacen interviene decisivamente el respectivo grado de intensidad de ellas en consecuencia comprenderemos el porque de las posibles desigualdades en las valoraciones personales si las relacionamos con las causas determinante de la intensidad de las necesidades.

Una breve reflexión nos mostrara que son dos:

  • El limite cuantitativo de cada necesidad.
  • La mayor o menor escasez de los bienes que las satisfagan.

Lo contrario ocurre con las necesidades cuantitativamente imprecisas como las psíquicas cuyo limite de saciedad es indeterminada y a las cuales corresponden por lo común medios de satisfacción escasos como su intensidad puede elevarse grandemente, el individuo que las siente se inclina a concederles grande importancia y a imputar un alto valor subjetivo a los bienes que le satisfacen en su celebre paradoja dos nociones diferentes; la utilidad abstracta general de las cosas y el valor que tienen para quien las usa o sea su valor de uso subjetivo.

*COMO MEDIR EL VALOR SUBJETIVO ..

La utilidad marginal.
El valor es una relación mas intima y concreta entre los unos y los otros a saber se establece entre una necesidad determinada de un bien cualitativa y cuantitativamente definido de tal manera que la posesión o carencia efectivas de este dependen de que aquella se satisfaga o no. Expresado en otra forma, la utilidad se convierte en valor cuando se establece una relación positiva y de actual dependencia entre una necesidad y un bien.

El valor de una provisión.
La utilidad marginal puede ser tanto directa como indirecta aunque lo común es que sea indirecta cuando el cambio se ha vuelto el rasgo dominante de las relaciones económicas entre los hombres.

El principio de la equimarginalidad
La utilidad marginal de la provisión entera de bien se determina por la importancia que el sujeto confiere y la satisfacción que le procura la unidad que dedica a la necesidad dependiente.

El principio de la equimarginalidad; Cuando se divide una provisión fija de un bien cualquiera entre un numero dado de usos diferentes se destinara a cada una porción de tamaño tal que la ganancia que se obtenga con la transacción de una unidad del bien hacia uno de los empleados que se la asignan sea igual a la perdida que se experimentara en el empleo de dicha unidad que fue sustraída.

Algunas dificultades de la determinación subjetiva de valor.
La determinación del valor presenta ciertas dificultades.

  • Las que se deben a la mala inteligencia de la verdadera naturaleza del bien.
  • Las que se deben a la mala inteligencia de la expresión ‘’el más bajo o el menor uso’’.

Autor:

Lic.Luciana Martinez Flores